Foro Económico Mundial ubica a El Salvador entre los 12 países más peligrosos del mundo

 

Agencias . elblog.com – Lunes 17 de Octubre de 2016. El Salvador ha sido nombrado como el país menos seguro y protegido en el mundo, según un informe elaborado por el Foro Económico Mundial.

El epicentro de la crisis de las bandas centrales de los Estados Unidos, que tiene una de las tasas de criminalidad más altas del mundo, y el año pasado se convirtió en el país más mortal fuera de una zona de guerra después de su tasa de homicidios se elevó a 104 por cada 100.000 habitantes.

Según la publicación, países latinoamericanos dominan la lista, con Honduras, Guatemala y México que sufren de problemas similares relacionados con pandillas de El Salvador, y Colombia y Venezuela también se incluyen en el top 10.

Cuatro países africanos se encuentran entre los más peligrosos, incluyendo Kenia y Egipto, ambos de los cuales están luchando con las insurgencias islamistas activos en sus márgenes.

Y el top 12 se completa por el Yemen en Oriente Medio y Pakistán, que continúa luchando contra los talibanes.

La lista forma parte del Informe de Competitividad Global del FEM 2016/17, que clasifica a 138 países sobre la base de una amplia gama de factores para evaluar su productividad relativa y prosperidad.

Como tal, los países como Siria, Irak y Sudán del Sur no aparecen en la lista en absoluto, porque han sido tan devastado por la guerra que ya no tienen economías que funcionan.

Finlandia ocupa el primer lugar de todos los países para la seguridad, seguido por los Emiratos Árabes Unidos, Islandia y Ruanda, un país que ha experimentado una notable transformación desde el genocidio de 1994.

El Reino Unido ocupa el 34º de la seguridad en la lista, intercalado entre Bahrein por encima y por debajo de Malta, y de alguna manera por delante de Alemania en la 58ª.

Los EE.UU. ocupa el puesto 60º, Francia se ha reducido en 62 °, y el país europeo más bajo es Ucrania, en 123º.

Klaus Schwab, fundador del FEM, dijo en el lanzamiento del informe al final del mes pasado que el mundo se había sometido a una caída de 10 años en la apertura, visto a través de una serie de factores, que estaba dañando la capacidad del mundo para innovar y crecer “en todas las etapas de desarrollo”.

“La disminución de la apertura de la economía mundial está perjudicando la competitividad y haciendo más difícil para los líderes para impulsar el crecimiento sostenible, inclusivo”,