Lorenzana: “La economía ha crecido hoy como nunca en los últimos 16 años”

Diciembre 5 de 2016. Aúnn cuando en la gran mayoría de sondeos, encuestas y estudios económicos hechos en los últimos años, la población resiente la crisis económica, reflejada esta en su muy baja capacidad económica, dependencia de remesas, alto costo de la vida y canasta básica, desempleo, etc. los funcionarios del gobierno insisten en que sus datos reflejan otra realidad.

Uno de los que más insisten  en tal optimismo es el Secretario Técnico de la Presidencia, Roberto Lorenza,  quien hoy nuevamente en una entrevista televisiva, sin referirse a cuáles son sus parámetros de riqueza y pobreza, expresó que el país terminará el  año con un crecimiento económico de 2.5%,  y recalcó que es el mayor   mayor  alcanzado en los últimos 16 años, siendo su respaldo los datos que maneja el Fondo Monetario Internacional (FMI) y la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), aunque no explica cuál es el método o instrumentos de medición e investigación que estos utilizan en el campo para ofrecer sus tesis.

“La economía está creciendo por el consumo,  y además por el crecimiento de la construcción, la industria de la construcción está creciendo aceleradamente”,

Manifestó que  el Gobierno no está satisfecho con estos niveles de “crecimiento”. “Queremos más crecimiento y trabajamos porque haya más crecimiento”, dijo.

“existen variables  que reafirman el buen rumbo de la economía salvadoreña” y “tanto los créditos para las  familias y empresas  han incrementado, al igual que las remesas familiares”. Así mismo, celebró que existen a futuro varios proyectos privados de construcción, que vendrán a generar empleos y con ello la economía de más salvadoreños.

Aprovechó para  culpar al partido Arena del porqué se obstaculiza el crecimiento:   “ por el capricho” del partido Arena, de no aprobar los créditos, por que  no les importa, con tal de que fracase el gobierno y tener ventajas electorales, que fracase el país, que no haya crecimiento económico.